Las incidencias sirven para llevar un control de aquellos pagos adicionales o descuentos dentro del periodo de pago. Este control se debe de llevar por empleado, de tal forma que los remuneres justamente.  

Pasos para llevar un control de las incidencias de tu personal:

Paso 1: Identifica qué tipo de incidencias son relevantes para tu empresa. Por ejemplo: vacaciones (prima), retardos, faltas, horas extras, prima dominical, incapacidades, descuentos, etc.

Paso 2: Genera un formato de reporte de incidencias. Este usalo para tus periodos de pagos. Tiene que contener la siguiente información en columnas:

  1. Nombre de empleado
  2. Número de empleado (si aplica)
  3. Sueldo mensual (neto o bruto, dependiendo como lo manejes)
  4. Las incidencias que usarás

Paso 3: Llena cada campo, por ejemplo:

Paso 4: Diseña una manera de llevar un control eficiente del registro de incidencias. Los jefes de área te la deben de mandar 3 días antes del periodo de pago para procesar la prenómina. La pueden registrar en un Google Doc

Paso 5: Revísala y envíala al contador, outsourcing o a quien te ayude a hacer el cálculo de nómina.

Siguiendo estos pasos, te aseguras que el sueldo que tus empleados reciben es el adecuado.

Si quieres hacer este proceso aún más automático, implementa Worky. Nuestro producto te ayuda a llevar un control fácil y rápido de las incidencias de tu equipo. De tal forma que la prenómina sea calculada en minutos.

Worky es una plataforma digital que automatiza la administración de tus recursos humanos.