5 tips para incentivar el feedback en tu empresa 📝📣

Sophie
Ago 26, 2020

"La retroalimentación es el desayuno de los campeones", afirma Ken Blanchard, experto mundial en liderazgo y gurú en temas de gestión de talento.

En efecto, conocer tus debilidades y fortalezas es una de las competencias fundamentales para ser un buen líder dentro de un equipo o toda una empresa.

La mayoría podemos pensar que hacemos un excelente trabajo basándonos en nuestra percepción, pero ser evaluado por alguien más te permite saber lo que esa persona ve y escucha. Para cerrar esa brecha no hay nada mejor que la retroalimentación.

¿Cómo conseguir un feedback honesto?

Para ayudar a tu equipo a tener éxito, primero debes comprender cómo sus acciones afectan a otros miembros y eso requiere comentarios consistentes y honestos. Hay varias estrategias que te permitirán dar y recibir una retroalimentación sincera. En Worky hacemos un recuento de algunas de ellas:

1.- No pidas honestidad

Pedir a los miembros de tu compañía que “sean honestos” puede parecer obvio, pero es ineficaz: recuerda el viejo adagio: “Nunca confíes en alguien que diga 'confía en mí'”. Si has desarrollado la suficiente confianza con tu equipo, ellos te darán honestidad, de lo contrario…tendrías que trabajar un poco más en ello antes de hacer esa solicitud.

2.- Prueba la escala del 1 al 15

Identifica algo que quieras mejorar, por ejemplo, tu capacidad de escuchar. Al final de tu reunión con alguna persona de tu equipo, haz la pregunta: "En una escala del uno al 15, ¿cómo calificarías mi habilidad para escuchar?". Si es menos de 10, haz una segunda pregunta de seguimiento: "¿Qué necesitaría hacer para que me califiques con 15?".

Esto funciona bien porque te brinda ideas muy específicas para mejorar en términos de lo que es importante para la otra persona. Desde luego, te sugerimos abrir el diálogo de una manera no amenazante, sino generando confianza y creando una asociación de desarrollo de beneficio mutuo.

3.- Intenta con un feedforward

Se trata de una alternativa a la técnica anterior. En lugar de pedir ejemplos de comportamientos pasados, pedirás consejos de cómo ser más efectivos a futuro. Los colaboradores se sentirán más cómodos con esto y tú, como CEO, jefe de área o de Recursos Humanos, obtendrás la misma información constructiva.

4.- Pregunta qué necesitan de ti

Lo último que quieres estando en un rol de liderazgo es preguntar “¿cómo puedo mejorar como su gerente?” y parecer demasiado necesitado de feedback, egoísta o definitivamente falso. Para evitar esa situación, es mejor dirigir la conversación a las necesidades de los demás y no tanto a las tuyas. Cuando te digan lo que necesitan, ¿adivina qué? Te estarán diciendo cómo te va a ti en el desempeño de tus actividades.

5.- No discutas

La retroalimentación sirve para hablar tanto de temas sencillos, como de los difíciles. Si un colega emite comentarios que no esperabas o con los que no concuerdas, no lo fuerces a ver las cosas desde tu perspectiva, eso significaría que la opinión que estás recibiendo no es valiosa o que no es bienvenida. Acepta el feedback como lo que es: el punto de vista de alguien más.

Por último, considera que lo más importante que puedes hacer para honrar los comentarios de tu equipo es tomarlos en serio y hacer cambios positivos con base en ellos. De esa manera, ganarás su confianza y generarás un ambiente de trabajo que fomentará un mejor desempeño.

En Worky, contamos con un módulo de evaluaciones mediante el cuál podrás conocer la opinión previa de tus colaboradores, te invitamos a conocerlo aquí.


Todo lo que necesitas saber del ámbito laboral actual, lo encuentras en el Blog de Worky. Visítanos o haz clic aquí para obtener mayor información de los planes que te ofrece este software de RRHH mexicano.

Nueva llamada a la acción