Generación de Cristal… ¿o generación que exige sus derechos?

Sophie
Ago 10, 2021

Durante las últimas semanas, seguramente supiste del caso de Simone Biles, atleta norteamericana que decidió pausar su participación en la justa olímpica pues estaba lidiando con problemas emocionales, pero ¿sabes por qué este tema tiene un impacto en tu empresa, aunque no tengas nada que ver con los deportes?

 

La razón es que la decisión de Biles refleja la postura de toda una generación, que, por más controversial que parezca, antepone su salud mental sobre el éxito como lo conocemos y justo esa generación es la que hoy toma mayor fuerza en el mercado laboral.

 

Biles, nacida en 1997, es toda una centennial, cuyas prioridades son muy distintas a las de sus antecesores. Y no es la única: por ejemplo, recientemente, un joven colombiano se hizo viral al exponer en redes sociales que renunció a su trabajo ya que se negaron a darle vacaciones.  

 

Dicho posteo encendió un debate en el que muchas personas lo condenaron por abandonar su puesto por esa razón, pero también gran cantidad de usuarios hizo notar su valentía al defender y hacer valer sus derechos laborales.

 

Radiografía de Millennials y Centennials

Aunque se les suele englobar bajo el término de Generación de Cristal, realmente se trata de dos generaciones distintas, que comparten algunas características, principalmente que no temen cuestionar a la autoridad y no se quedan callados ante lo que consideran una injusticia. 

 

Descubre quién es quién:

 

 

Millennials

Centennials

Nacieron entre:

1981 y 1996

1997 a 2012

Alias:

Generación del Milenio

Generación Z

Rango de edad:

25 a 40 años

9 a 24 años

Nivel académico:

Son la generación más preparada: muchos suelen tener licenciatura y/o maestría en ramos sumamente competidos.

Altamente especializados, se enfocan en rubros poco explorados y muy apreciados en el ámbito laboral.

En cuanto a tecnología

Vivieron la época analógica y la llegada del Internet, así como de los primeros dispositivos inteligentes.

Nacieron ya con internet en sus vidas, por lo que son considerados nativos digitales.

En lo económico:

Suelen depender de los créditos, pues tienen un consumo muy alto, aún contando con pocos recursos y viviendo bajo una economía precaria.

Forman parte de una nueva economía colaborativa. Participan en la compra-venta de segunda mano, trueque y crowdfunding.

Sus valores: 

Muchos early millennials aún viven bajo los valores tradicionales como casarse, tener hijos y comprar casa.


Como nacieron en medio de dos siglos se convierten en la llamada “generación perdida”. Son idealistas y defienden sus derechos.

Difícilmente se encasillan en una vida tradicional. Luchan por la diversidad e inclusión social y económica. 


No temen fijar posturas ante los temas que les importan, así sean polémicas o confrontativas.

 

Fuentes: Pew Research, Nielsen, The Conversation, Trendo.

 

Situación laboral de la Generación de Cristal mexicana

En México, según datos del censo de población del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) de 2020, el rango de la edad de la Población Económicamente Activa (PEA), va de los 15 hasta los 64 años. De esa muestra, los millennials representan el 22.6% mientras que los centennials son el 16.9%. La suma de ambas generaciones significa el 39.5% de la fuerza laboral de nuestro país.

 

A pesar de ser una una generación altamente preparada y muy especializada, la realidad es que no lo tiene nada fácil: según datos del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), la población de entre 15 a 29 años fue la que se registró el mayor porcentaje de desempleo durante la pandemia y en este punto, sigue sin recuperar empleos en el sector formal.

 

¿Qué quiere la Generación de Cristal en el ámbito laboral?

La intensa pelea entre la Generación de Cristal y la Generación de Concreto (que realmente también engloba dos generaciones: la X y los Baby Boomers), no se puede entender sin analizar las diferencias, principalmente en las aspiraciones laborales.

 

Según un estudio de la consultora global Michael Page, para los nacidos de 1960 a 1980, el mayor motivador en el ámbito laboral es el salario. Además de la proyección profesional, el rango jerárquico, y la posibilidad de escalar posiciones dentro de la empresa a mediano y largo plazo.

 

En contraste, los Millennials y Centennials, si bien también buscan una remuneración económica competitiva, están más interesados en el “salario emocional”. Para ellos, el equilibrio entre la vida personal y el trabajo es indispensable, por lo que beneficios como trabajo remoto, horarios flexibles, días personales, más vacaciones y el derecho a la desconexión son básicos.

 

Sin embargo, existen diferencias. Según ese estudio, los Millennials son los mayores defensores del Home Office, ya que prefieren evitar los traslados y desean tener control de sus horarios laborales. Por otro lado, los Centennials son la generación con más alta rotación, es decir, duran muy poco en sus empleos debido a que suelen dejar un puesto por otro si este se ajusta de mejor manera a sus expectativas.

 

¿Cómo retener a tu talento Millennial y Centennial?

La Generación de Cristal está lejos de romperse y cada vez más tomará una gran relevancia en el relevo laboral, tomando el lugar que hace algunos años ocupaba la Generación de Concreto, que ahora está en puestos gerenciales y directivos.

 

De acuerdo a los resultados de la Encuesta Millennial y Gen Z 2021, elaborada por la consultora Deloitte, la mayoría de Millennials (60%) y Centennials (59%) en México afirmó haber tomado decisiones sobre los tipos de trabajo que harían y las organizaciones en las que estarían dispuestos a trabajar en función de sus creencias personales y ética. Ambas generaciones destacaron la importancia de la flexibilidad laboral.

 

Por supuesto, los últimos años han dejado efectos emocionales en estos grupos generacionales haciendo que la salud mental tome cada vez más relevancia para ellos, ya que los temas de estrés y ansiedad han afectado a los Millennials en un 35% y Centennials en un 41%, a nivel nacional.

 

Por eso, hoy más que nunca debemos recordar que para lograr un rendimiento óptimo en los colaboradores, se necesita que estos cuenten con una óptima salud mental. La pandemia mostró la importancia de este aspecto y ha facilitado que se puedan dar conversaciones al respecto en el entorno laboral, aunque aún queda un camino largo por recorrer.

 

Así, queda claro que comprender los objetivos y deseos laborales de estas generaciones es clave para encontrar y retener al mejor talento. 

 

Y es que, de acuerdo con un estudio de la firma alemana Zenjob, el 54,7% de los Centennials quiere identificarse en el plano personal con la empresa para la que colaboran, el 45.5% valora mucho la seguridad laboral y el 23.6% centra su atención en la digitalización y la modernidad de las organizaciones.

 

Como ves, retener al talento joven y especializado de tu empresa se puede lograr gracias a pequeños grandes cambios, por eso, en Worky te ayudamos a digitalizar tu organización y a transparentar los procesos para entender mejor a tus colaboradores, así como gestionar su salario emocional través de nuestros módulos de Beneficios e Incidencias. ¿Tú ya los utilizas?


Si te gustan nuestras recomendaciones suscríbete a nuestro newsletter para mantenerte enterado y conoce más acerca de Worky, el software de RH que te ayudará a llevar de cerca el control de tu empresa.

Nueva llamada a la acción