¿Se acabaron los viajes de negocios?

Maya
Nov 3, 2020

La crisis sanitaria por Coronavirus nos ha mantenido desde marzo haciendo home office y sin duda ha paralizado uno de los sectores de mayor importancia en la economía: los viajes de negocios. 

 

Según datos de la Unidad de Política Migratoria de la Secretaría de Gobernación (Segob), los viajeros de negocios representan entre 10 y 15% de las divisas que capta México por turismo internacional, cifra equivalente a cuatro mil millones de dólares.

 

Entre el primer cuatrimestre de este año, ingresaron al país alrededor de 180 mil viajeros de negocios, 48% menos que en 2019; y en abril llegaron solo 795 ejecutivos internacionales, la cifra más baja nunca antes vista. 

 

La relevancia de un viajero corporativo tiene mucho que ver con su mayor disposición a comprar tarifas de clase superior o reembolsables. De hecho, pueden generar entre 55 y 75% de las ganancias de las principales aerolíneas, aunque representan tan solo 10%de los pasajeros. 

 

Además, de acuerdo con estimaciones de la IBTM Americas, feria internacional líder que conecta la industria de reuniones y eventos en América del Norte, América Latina y Europa, a pesar de que su estadía es mucho más corta, los representantes de empresas gastan aproximadamente 53% más que los vacacionistas. 

 

Hasta 95% menos viajes de negocios 

El descenso de este tipo de viajeros por supuesto que se repite en otras latitudes, es el caso de España donde en agosto y septiembre pasados, los viajes de negocios que generan alrededor de 12,500 millones de euros, se redujo hasta 95%.

 

Como indican especialistas de la Global Business Travel Association (GBTA), desde 2017 el gasto global en viajes de negocios ha superado los 1,3 billones de dólares anuales, siendo China y los Estados Unidos los dos mercados más grandes con más de 290 billones cada uno, pero podrían pasar años antes de que el sector se recupere y vuelva al mismo punto antes de la pandemia…si es que lo hace alguna vez.  Incluso, anticipan que la demanda podría volver a cerca del 75% de los niveles de 2018 para el año 2022. La International Air Transport Association (IATA), por su parte, considera que los viajes no volverán a la “normalidad”, sino hasta 2024. 

 

Empresas precavidas, valen por dos 

 

El COVID-19 obligó prácticamente a todas las industrias a reconfigurar sus operaciones y ha demostrado que cuando se alinean en torno a un objetivo común, un cambio de modelo se puede lograr en tiempo récord, aún cuando se creyera imposible antes (y menos durante) una pandemia.

 

No obstante, lo que también es un hecho es que las empresas que habían hecho su tarea con antelación y que ya tenían avanzado su proceso de digitalización, hoy tienen una ventaja competitiva y están mejor preparadas para adaptarse a la nueva normalidad.

 

>> También te puede interesar: "10 beneficios que ha traído el Home Office"

 

Si tu empresa todavía no se había atrevido a dar el paso, este es el momento clave para pensar a nivel estratégico tus próximos movimientos, porque si algo es un hecho en medio de la incertidumbre que vivimos es que el mundo posCOVID-19 será más digital. 

 

Se dice que los tiempos de crisis son para crecer desde dentro y para aprovechar esta oportunidad uno de las primeras acciones es tomar lo que la innovación tecnológica tiene para ofrecernos, la automatización de procesos a través del uso de software de gestión, comunicación y colaboración será tu pase de entrada al trabajo remoto efectivo, lo que te garantizará un entorno mucho más resiliente y de éxito empresarial a largo plazo.

 

Los viajes de negocios no se van a acabar, se van a transformar

 

A pesar del cierre de fronteras y la todavía lejana posibilidad de tener una vacuna efectiva para el COVID-19, sería sumamente difícil que los viajes de negocios se eliminen por completo, aunque sí tendrán que ser más eficientes y se tendrá que analizar a profundidad su costo-beneficio. 

 

Si bien plataformas como ZOOM pueden ser una buena alternativa, para muchos empresarios (y los giros de sus empresas) nada sustituye estrechar la mano de un cliente, especialmente al momento de establecer vínculos, solo así se pueden analizar los detalles más finos de un trato delicado o se puede comunicar asertivamente el funcionamiento de una organización. 

 

>>Te recomendamos: "Herramientas que impulsarán tu productividad"

 

Lo que es más, un estudio realizado por Oxford Economics reveló que tiene mucho sentido enviar colaboradores por todo el mundo, pues cada dólar gastado en esos viajes de negocios puede derivar en hasta 12.5 dólares en ingresos. 

 

Actualmente, muchos de los factores que limitan la decisión de los viajes de una empresa están relacionados con los procesos que hay que pasar para llegar al destino: cuarentenas, documentación, análisis, etcétera. 

 

Sin duda, una de las claves para hacer esa reactivación de manera segura es que las compañías perciban un clima de confianza para volver a volar, tener la garantía de que los medios de transporte y el alojamiento realizará los protocolos adecuados. De ahí la importancia de que las empresas cuenten con información actualizada de la apertura o cierre de fronteras para ciertos perfiles y viajes, las rutas disponibles, los hoteles que ofrecen las mejores condiciones y los protocolos que se siguen en la ciudad o país de destino. Contar con esa información clave a la mano facilitará la toma de decisiones. 

 

Las fases de la recuperación

 

Un interesante análisis de McKinsey revela que, en abril de este año, la capacidad de las aerolíneas estadounidenses se redujo 70% respecto al mismo periodo de 2019, una disminución casi cuatro veces menor a la observada tras los ataques del 11 de septiembre de 2001 en Nueva York y seis veces mayor a la que se vio después de la crisis financiera de 2008-2009. 

 

La perspectiva de la consultora en ese sentido es que la recuperación será en fases: es probable que los viajes de negocios regresen según su duración y propósito, así como el sector en el que trabajen los viajeros.

 

Recuperación viajes, worky blog RRHH

 

Si consideramos la distancia, es probable que los viajes regionales y nacionales tengan un retorno antes que los viajes internacionales. Los viajes internacionales tardarán más en recuperarse debido a la complejidad de las regulaciones gubernamentales, las cuarentenas obligatorias y el alto riesgo de que las políticas cambien rápidamente. 

 

En cuanto al propósito, es de esperar que los viajes para reuniones de ventas y los relacionados con el cliente estén entre los primeros en regresar a medida que se reanuden los viajes nacionales y se permitan más.

 

Y, por último, los viajes de negocios para eventos importantes de la industria probablemente serán los últimos en regresar, ya que requerirán un mayor grado de confianza en la seguridad pública. 

 

Así pues, lo que tenemos todavía al día de hoy son pronósticos para una de las mayores crisis del último siglo que ha representado un desafío sin precedentes para todo el sector empresarial, pero la principal moraleja es que solo las compañías más ágiles y adaptables serán las que lideren la recuperación post pandemia.

 


Todo lo que necesitas saber del ámbito laboral actual, lo encuentras en el Blog de Worky, tu software de RH. Visítanos o haz clic aquí para obtener mayor información de los planes que te ofrece este software de RRHH mexicano.

 
Worky, tu software de RH